beatrizdeguardo.jimdo.com


INTROSPECCION

domingo, 20 de junio de 2010

POCO A POCO QUERER QUERER....

He paseado por estas calles,
cada vez más familiares
se me hace menos duro el cemento
más armoniosa la vida,
recorriendo recovecos
caminando hasta la ría
identificando pasado y presente
en el gris azulado de este día

Van recomponiéndose las estructuras
siento los recuerdos a su aire
expandiéndose , deambulando por su origen
retornándome sin duelos a sitios
que antes no podía
Relajo mis constantes
Observo, me lleno, agradezco….
Hago mías las aceras, los quicios de las puertas
Los parques y las plazas
Bares y tascas
Relajado asumir de los acontecimientos
Contemplando esta vez sí,
la hermosura de este puerto
en el que quedé varada…
Su bullicio concentrado
Acogiéndome aun en anonimato
Sintiéndome todavía turista
Con esa libertad que me permite
Deambular a mis anchas
Sin limitaciones marcadas
Por ninguna norma que me ataña
Sin encorsetamientos sociales
Que me expriman el tiempo que quiero
Mío……
Sabiéndome libre de acudir o no
A los berenjenales que se me ofrezcan
Sin ser tildada por ello de traidora
o mala amiga…
Con respeto , soy bohemia…
Y Soledad una amiga que ahora
Se me antoja agradable
Al saber que no me oprime por obligación…
Nunca lo obligado fue de mi gusto
Hay que querer querer…

PLATONICO

Siempre estuviste ahí...
observándome
mirándome
estudiándome...

con esa impotencia
del que ve
una montaña
inalcanzable...

Y yo...
siempre estuve ahí...
queriéndote
adorándote
estudiándote...

con esa impotencia
del que va
a un río
muerto de sed
con las manos
amputadas.....

Nos miramos
sin tocarnos
nos sabemos
nos pensamos
y aun
reconociéndo la imposibilidad
de mezclarnos
en esta vida,
sabemos
muy adentro
en nuestro pecho
que somos
los dos....

tú ...
en tu danza enfática
en tu pesimismo imposible
en tu agonía
de ente paralizado
por tus miedos en vida...

yo...
en mi andadura
cruzando bosques
y montañas
en mi libertad peregrina...

sabiéndonos
con diferentes metas hoy..
y reconociéndonos
cada vez que nos cruzamos
o charlamos animados...

tus ojos...
llenos de infinito cariño
inexpresado...
los míos..
de infinita compasión
por tu inexplicable para mí
muerte en vida.

Pasan los años
y aun...
viviendo tú por tu parte
y yo por la mía...
bello durmiente
que reposa en su cripta
caótico perdido
entre mares
de cerveza fría..
conservado en alcohol
y anclado a tus recuerdos...
esos que te están
sorbiendo la vida....

te miro calmada
serena
y sigo intuyéndote
cuando me pierdo
en tus azules oleadas
de agua limpia...

siempre serás para mi
referente
de intenciones buenas
aunque inacabadas
ser de luz
que...
aunque encerrado
en su farol
aprisionado
entre cuatro
angostos cristales
brilla parpadeante
mirando que nada malo
me pase

sé que si me va bien
te alegras
aunque tu vanidad
te pique un tanto
y si me va mal
te apenas y te duele
y me lo haces saber
con pocas palabras
pero gestos consistentes.

gracias mi amor
platónico..
ese que nunca se olvida
te guardaré en mis memorias...
mientras otros...
se olvidarán
en las derivas inestables
de mi marea..
se perderán en la nada
desaparecerán
sin siquiera merecer
un agradecimiento
por haber existido
en algún momento
de mi vida....

TODOS SOMOS VAIVÉN


Como empezaría su canción Manolo García...
todos somos hijos del vaivén
de alegrías y zozobras
de placeres delirantes
dolores que condenan...

Águilas depredadoras
ratones de campo
serpientes, musarañas
hormigas, mariposas
palomas que vuelan...

Jungla sin reglas..

Amores, desamores
castigados, castigadores
entes esquilmados
desechos de dones

Tiempos perdidos
meras inversiones
interesantes, interesados
estafados, estafadores

Y se pierde el instante limpio
entre estiércol a montones

UN PAISAJE UN SENTIMIENTO


Nubes densas
cielo azul

espacios limpios
espesuras algodonadas

bucólico espacio
pintado allá arriba

decorando
las marrones explanadas
de aridez castellana

álamos erectos
todos tan perfectos
verde pincelada
oasis del pensamiento

esperanza

arrullada por el viento
deambula entre las hojas
cascabeles
rompiendo el silencio

insoladas ideas
acuden al riachuelo

manantial cristalino
dulces aguas transparentes

chapucean

entre piedras desgastadas
refrescándose silentes

mudas corrientes
prosiguen pacientes
destino mar abierto
pariendo
el contenido aliento
concebido en el desierto
en las dunas de la mente

arenas movedizas
que brillan
a sol descubierto.