beatrizdeguardo.jimdo.com


INTROSPECCION

jueves, 21 de enero de 2010

AUTOANÁLISIS EN PLENA RECOMPOSICIÓN



Entre las horas que paso despierta y las que paso dormida, las segundas son las de mayor paz....dejando mi ser reposar, mi mente volar no sé ni a donde, sin tener que prepararme para nuevos enfrentamientos conmigo misma. Eso no es bueno, lo sé, pero ahora que  obligadamente puedo por mi estado, me he deleitado hasta la 1 atrasando lo ineludible...

Dos mentes enfrentadas, una bloqueada intentando abrirse paso y otra autómata haciendo de cada día uno más...

Cuando se pierde la disciplina, la energía para ejercitarla y la voluntad para domar los acontecimientos, todo carece de sentido porque te conviertes en nada. Como una estrella que se apaga sin más....

Pero ahí estoy viendo, encima de esta mesa, detrás de la pantalla, mi cálida vela azul...contorneando su luz ante mis ojos. Recordándome que todavía existo y que tengo la obligación de seguir, quizás ahora por deber de salvación para luego deleitarme de nuevo con las mieles de mi propia victoria contra mi misma.

Para volver a relajarme viendo el mar...respirar profundamente y sentirme orgullosa de mi trabajo interior, ...limpia y ligera, todavía debo seguir intentando adentrarme más y más en la selva frondosa y peligrosa, sentir el dolor de mis propios pasos sobre las ascuas del autoanálisis....verme desnuda y soportar mi imagen, recoger las piedras dispersas y reconstruirme desde la humildad y la sinceridad para ofrecer algo a la niña que nació inocente y al mundo.

Sólo despojando al ego de su egoísmo e inmundicia es posible abrir los ojos, sólo dándose incondicionalmente con amor a cada segundo de la vida es posible una felicidad plena, una serenidad. Sin esperar nada......

Tengo que volver a recordarme que lo que importa es la intención que se pone en cada gesto, en cada acción.....Tengo que volver a entender que la mejor batalla a veces es la que se gana sin luchar....que la mejor palabra siempre es la que se  queda por decir. Otra vez valorar el gran poder del silencio, de la paciencia, base de la inteligencia emocional que bien utilizada siempre lleva a la paz interior y la comprensión.

Perdonar....perdonarme y querer queriéndome, sin más pretensiones que intentar hacer de todo lo que toque algo mejor y saludable.





No hay comentarios: